Visualizaciones, la herramienta estrella para mantener tu foco a diario

¿Ante grandes objetivos o deseos te cuesta mantenerte focalizado y creer en ti? ¿Crees que no lo conseguirás?

Incorporar la práctica de las visualizaciones en tu rutina diaria y reconectar contigo mismo, con tu capacidad para conseguir todo lo que te propongas es una técnica muy eficaz que te ayuda a enfocarte en tu objetivo.

Cómo funcionan las visualizaciones

Encuentra un lugar donde estés tranquilo y sin interrupciones. Sentado o tumbado, haz dos o tres respiraciones profundas hasta que encuentres tu centro. Entonces, empieza a imaginar cómo es tu vida con tu objetivo conseguido o cómo va a ser cuando consigas tu objetivo y descríbelo mentalmente con todo lujo de detalles.

Puede ayudarte imaginar la escena de cuando lo consigues o imaginar que abres una puerta y estás en tu vida del futuro habiendo conseguido lo que anhelas.

¿Dónde estás? Describe el lugar o el espacio. La luz, los olores, los sonidos que oyes, todo. ¿Qué hay? ¿Quién está contigo? ¿Qué estás haciendo? ¿Cómo te sientes? Es importante que lo veas todo como si estuvieras dentro de la película y no desde la perspectiva de un espectador. No, tú eres el actor de esta función, tú estás dentro.

Recréate en esta visión al menos diez minutos y luego vuelve al presente con la certeza de que aquello que has visto, está en camino.

Cómo te ayudan las visualizaciones

Visualizar tu objetivo conseguido te ayuda, primero, a enfocar. Además, también te ayuda a normalizar y verlo como posible puesto que ya te ves en la escena, ya has experimentado lo que sentirás cuando lo tengas.

Esto no es un cuento. Lo hacen los atletas con regularidad, quienes se visualizan llegando primeros a la meta, ganando la medalla. Y esto les ayuda a conseguir mejores resultados.

 

El poder de la mente es extraordinario. ¡Utilízalo!

 


Empieza a usar FocusMe, la herramienta para conseguir tus objetivos, aumentar tu foco y minimizar tu dispersión.

FocusMe-Final-Post

También te puede interesar

Dejar un comentario